Sin embargo, la otra cara de la moneda es que el Internet — y el anonimato que ofrece — también permite que los estafadores, hackers y ladrones de identidad que operan en línea puedan tener acceso a su computadora, información personal, su actividad financiera y demás. Pero si usted está conciente de los peligros, puede minimizar las probabilidades de enfrentar contratiempos en el Internet. Si se mantiene alerta en línea, ayudará a proteger su información, su computadora y su identidad. Para estar más seguro y protegido en línea, adopte estas siete prácticas.

  1. Proteja su información personal. Es valiosa.
  2. Sepa con quién está tratando.
  3. Use un software antivirus y un programa firewall y actualícelos regularmente.
  4. Asegúrese de instalar correctamente el software de su sistema operativo y del navegador de Internet y actualícelos regularmente.
  5. Proteja sus contraseñas.
  6. Haga copias de seguridad de todos los archivos importantes.
  7. Si algo sale mal en el Internet sepa a quién recurrir.